Banner Web CFF

 

Afirma que las ONG están impidiendo el desarrollo de Haití


El activista Jean-Robert Cadet, incansable opositor a la esclavitud, tiene la mirada límpida de quien ya cruzó la frontera del infierno. Haití, el país más pobre de América, fue la cárcel que secuestró su infancia. Hoy lucha para que ningún niño vuelva a llenar sus noches de lágrimas y sabe dónde radica el problema.

“La corrupción es el problema número uno, la corrupción está paralizando Haití”, pero, denunció, son “las ONG internacionales” las que “están impidiendo avanzar a Haití”.

Aunque resulte paradójico a primera vista, el aluvión de ayuda internacional que llegó al pequeño país caribeño tras el terremoto de 2010 ha alimentado las listas de muertos. A las 300,000 personas que fallecieron aquellos días de enero de 2010 no han dejado de sumarse nuevos nombres de víctimas de la violencia.

“La situación está yendo a peor. Hay mucha violencia ahora mismo”, advierte Cadet en una entrevista.

En una visita reciente a Haití, donde centra los esfuerzos de su organización Jean R. Cadet Restavek contra el “restavek” -el sistema de servidumbre doméstica forzosa y esclavitud de menores-, Cadet estuvo a punto de ser asesinado por unos asaltantes. Lo salvaron dos policías.

Los días en el Caribe haitiano son cada vez más oscuros, como si aquel enero no hubiese acabado nunca. Aquel enero de oscuridad nació años antes, en la intervención militar de 2004 contra el entonces presidente Jean-Bertrand Aristide, que culminó con la llegada de las más de 7.000 tropas de Naciones Unidas que la población nunca ha llegado a respetar.

Tildadas de tropas de ocupación, son numerosas las acusaciones de violaciones y de represión. Para muchos haitianos, los cuerpos de paz solo están protegiendo los intereses de EE.UU. y del modelo corrupto imperante. “Hay muchas ONG en Haití.

Los Gobiernos que quieren ayudar a Haití donan dinero a las ONG, pero estas, desafortunadamente, no entienden nada de la cultura en Haití”, asevera el activista tras participar en Guatemala en la conferencia sobre derechos humanos “College Freedom Forum”, organizada por la Human Rights Foundation.

“Las ONG internacionales les dicen a los haitianos lo que (tienen) hacer, no escuchan a la población”, lamenta.